Desde el equipo de Cártamo Flores queremos contaros y mostraros la espectacular boda de Lourdes y Fran, una pareja fuera de lo común, original y divertida. Con estos tres adjetivos que los definen nuestro equipo decidió poner lo mejor de nosotros mismos para intentar estar a la altura de las circunstancias.

La boda fue celebrada en el Real Club Pineda de Sevilla, en un día donde el sol se imponía en un cielo totalmente despejado y que permitió colocar distintas decoraciones sin miedo a que la lluvia pudiera estropear tan importante día.

En los jardines alrededor del salón, optamos por nuestro brezo favorito: la erica. Estas estuvieron en las mesas que se situaron durante el aperitivo. Sus colores del tiempo entonaron con las propias sombrillas y manteles que disponía en el Club. 


Para recibir a los invitados creamos un escenario mágico. Este se ubico justo antes de llegar al salón donde tendría lugar el almuerzo. Este consistió en una mesa con dos macetones que inspiraban el otoño, lo silvestre y lo singular. Todo acompañado con rosas rojas que jugarían un papel primordial en toda la decoración.
La mesa tenía a cada lado dos espectaculares árboles de hierro que fueron vestidos siguiendo la armonía de los macetones.





Antes de entrar, nuestro mesero singular de Cártamo fue adornado también. Se le acompaño con algunas velas, ericas y una pequeña mesita donde los novios dejaron algunas comodidades para las invitadas.


Una vez que los invitados pasaron al salón pudieron encontrarse con una decoración muy viva y alegre, donde el rojo fue el color que marco el estilo de la decoración y donde los candelabros impusieron un estilo elegante pero a la vez muy acogedor cuando las velas de los mismos dieron luz a la entrada de la noche.

La mesa presidencial fue una apuesta decidida por las rosas, donde pequeñas macetitas dibujaron una línea a lo largo de toda la mesa que acompañaron  a los familiares de los novios.  


Entrada la noche, las velas y los candelabros ganaban importancia en el decorado, pues dieron calidez durante el resto de la boda, facilitando que los novios estuvieran en un lugar agradable con sus seres queridos.




Para terminar, la guinda al pastel estuvo en la increíble mesa de las chuches inspirada en el fantástico cuento de Alicia en el país de las maravillas, la cual es la obra de literatura favorita de la novia. Chisteras, relojes, frases recogidas en la obra con flechas de direcciones y muchas golosinas pusieron un toque divertido y creativo en la decoración.








Compartir:
Cártamo Flores

Cártamo Flores

En nuestra web podéis conocer todos los servicios que ofrecemos así como algunos trabajos que hemos realizado. También os invitamos a participar en nuestro blog, donde compartimos nuestros consejos e información de interés para todas nuestros seguidores.

Publicar un comentario

¡Cuéntanos tu impresión!